El delantero de Racing se lleva todo puesto. 

Racing volvió al ruedo por Copa Libertadores después del parate por Copa América y se trajo un empate de Brasil ante San Pablo. Fue 1 a 1 con goles de Bueno y Copetti en un partido que le dejó a Racing la sensación de haber sido mejor durante los 90 minutos. Lo podría haber ganado, pero la imprecisión en los últimos metros se lo impidió.

Copetti convirtió el único gol de la Academia tras inventarse un buen giro y remate desde afuera del área. Además, el delantero protagonizó un blooper con el juez de línea cuando se llevó todo puesto y le arrancó el banderín de las manos.

Mirá:

1 5 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments