En Racing no cayó bien la elección del árbitro para cerrar el grupo. 

Este jueves por la tarde, Conmebol realizó el sorteo de árbitros para la fecha número 6 de la Copa Libertadores de América. Para cerrar el grupo y buscar el primer puesto en la clasificación, Racing recibirá a Estudiantes de Mérida el miércoles 21 de octubre en el Cilindro.

El encargado de impartir justicia será el uruguayo Andrés Cunha. La noticia encendió las alarmas en Racing, debido a la nacionalidad del colegiado. La Academia define el primer puesto del grupo en un mano a mano con Nacional, un equipo justamente uruguayo. De mínima, la designación es desprolija y abre la puerta a suspicacias.

Sus antecedentes dirigiendo a Racing son curiosos: dos partidos ante el mismo rival y el mismo escenario, pero en diferentes instancias. Triunfo de Racing ante Guaraní por 4 a 1 en zona de grupos de la Copa en 2015 y luego empate 0 a 0 en el Cilindro por la vuelta de los cuartos de final de esa misma Libertadores, la noche en que la Academia quedó eliminada.

Aunque el buen andar futbolístico del equipo le ponga paños fríos a algunas situaciones, en Racing no están conformes con los arbitrajes de la Copa Libertadores. Los directivos consideran que el chileno Cristian Garay perjudicó al club con sus fallos en la caída ante Nacional, donde se sancionó un penal dudoso y una expulsión exagerada a Augusto Solari.

5 1 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments