El lateral izquierdo del campeón del 2001 recordó su histórico gol a River. 

 
Todavía se sigue escuchando aquel gritó de gol agónico, que le dio el empate a Racing contra River sobre la hora para poder dar un paso más hacia la consagración del 2001. La Academia levantó un título después de 35 años y mucho tuvo que ver Gerardo Bedoya, de los jugadores más regulares del torneo del equipo de Mostaza. Desde Colombia, donde está cumpliendo con el aislamiento social, recordó aquel zapatazo con final feliz.

“Todos me recuerdan el gol que le hice a River en el 2001. Todo el tiempo me lo recuerdan. Es inevitable no saber que fue un gol que marco la historia de Racing”, explicó Bedoya. “Desde un principio fue un equipo bien conformado. Mostaza no llevó jugadores por llevar, sino que más o menos los jugadores necesarios para determinados puestos. Había futbolistas que habían logrado cosas importantes en otros clubes. Entonces ese peso lo podía sostener de una mejor manera, no con tanto miedo o temor. A veces el miedo influye. La confianza que fuimos ganando partido tras partido, lo que se vivía en el vestuario, un equipo que era luchador, guerrero y no daba nada por perdido y dejaba todo. El equipo por ahí no era muy vistoso, pero sabía a lo que jugaba y sabía elegir momentos para defender, atacar y ganar. Eso nos llevó al título”, agregó.

Además de recordar aquel esperado campeoanto, el Colombiano también analizó la actualidad del Club y la labor de Diego Milito. “Diego tiene merecido el cargo que tiene por todo lo que ha hecho en Racing, por todo lo que significa, por toda su trayectoria. No hay nadie mejor que Diego para que pueda llevar buenos jugadores y armar un buen plantel para Racing. La estructura del equipo mejoro con los aciertos dirigenciales y tener a Diego en la insignia Racing es fundamental. Estoy orgulloso de que el este ahí y es una de los lindos aciertos de la comisión directiva”, agregó.

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments